Para qué sirve el Agua Bendita, 7 formas de usarla

poder del Agua bendita

El agua bendita es un regalo de Dios para santificar nuestras vidas. Es un medio para llevar a bendición de Dios a todo lo que hacemos, incluyendo los espacios y objetos cotidianos.

En esta entrada hablamos de su significado con la intención de crear conciencia. Si apreciamos su verdadero valor la usaríamos con más frecuencia. Es necesario sentirnos agradecidos por poder usar un bien bendecido por Dios y que está al alcance de todos.

Al final del texto encontraras 7 recomendaciones para usar el agua bendita para ti, tu familia y el trabajo.

¿Qué es el agua bendita?

Primero debemos definir ¿Qué es un sacramental?

Son signos que de alguna forma imitan a los sacramentos, constituyen bienes espirituales que pertenecen a la iglesia y que esta a su vez, comparte con los hombres.

Para obtenerlos se requiere de la intercesión de la iglesia y con ellos se pueden lograr distintos efectos sagrados.

El agua bendita es uno de los sacramentales de la Iglesia Católica.

Constituye un signo de purificación, que prepara a la persona para recibir los sacramentos.

¿Cómo se obtiene?

La iglesia católica tiene la potestad de impartir la gracia sacramental, de esta forma imparte su poder sobre el agua a través de la oración y su autoridad eclesiástica.

Se obtiene a través de un sacerdote, quien da su bendición sobre el agua, en la cual a su vez incluye oraciones del exorcismo. Es por esto que esta agua adquiere el poder de expulsar demonios y sanar enfermos.

El sacerdote la bendice de parte de Dios en virtud del bautismo de Cristo.

Algunas iglesias ofrecen en su entrada una pila con agua bendita para quienes desean tomar de ella para hacerse la señal de la cruz antes de entrar.

Se recomienda que todos la lleven a donde vallan y santiguarse con ella al salir de casa. Su poder es grande y celestial.

Úsala cuando emprendas un viaje, llegues al trabajo, inicies un trámite y siempre cuando inicies una oración.

Para alejar los demonios de tu casa, rocía unas gotas diariamente y tendrás un hogar protegido.

Santo Tomás de Aquino

Santo Tomás de Aquino nos decía que su poder es tan grande, que si la fe de la persona es lo suficientemente fuerte, puede usarla para recibir el perdón de sus pecados.

También afirmaba que el agua bendita sirve para la expulsión externa de los demonios. En el caso de la expulsión interna si se hace necesario el exorcismo.

Santa Teresa de Ávila

Santa teresa de Ávila también afirmaba que con el agua bendita podemos espantar los demonios y asegurarnos que nunca regresen.

Es por esto que siempre la llevaba con ella, reconocía que su poder era mucho más grande del que podíamos imaginar. Llego a esta conclusión después de notar que con la Cruz los demonios volvían pero que con el agua bendita huían para siempre.

Ella le otorgaba una gran virtud, pensaba que esto se debía a su poder para recordarnos nuestro bautizo y las promesas que realizamos.

Así como estos dos santos, son muchos los fieles que atestiguan sobre el poder del agua bendita.

Del cual nos atrevemos a establecer tres características fundamentales:

  • Constituye un arma contra los demonios
  • Es un signo de purificación
  • Nos recuerda el bautismo y las promesas bautismales

Como cristianos debemos renunciar a Satanás y el pecado que lo acompaña. Siendo el agua bendita un poderoso instrumento para mantenernos en santidad.

Importancia del agua bendita y su poder

Su poder viene por ser un sacramental de la iglesia católica. El sacerdote es un ministro de Dios, por lo tanto puede bendecir el agua en nombre de la iglesia y en representación de la misma.

La iglesia establece para esto, una ceremonial conocida como “Ritual de Bendiciones”. También se obtiene del “Misal Romano”.

El poder e importancia que se le da proviene del poder de las oraciones con las que se bendice.

A continuación te mostramos en texto que pertenece a una oración para bendecir el agua:

Señor, Padre Santo, dirige tu mirada sobre nosotros, que redimidos por tu Hijo, hemos nacido de nuevo del agua y del Espíritu Santo en la fuente bautismal; concédenos, te pedimos, que todos los que reciban la aspersión de esta agua queden renovados en el cuerpo y en el alma y te sirvan con limpieza. Por Jesucristo nuestro Señor. Amén.

Como pues ver, estas palabras son poderosas. Traen consigo la bendición más grande que luego se transmite a los hombres por medio de la aspersión del agua santificada.

¿Cómo utilizar el agua bendita?

Ahora que ya aprendimos mas sobre su valor, vamos a describir cuales son las formas en las que puedes usarla. Recuerda usarla con frecuencia.

A continuación, 7 formas de usarla para bendecir:

1 A sí mismo

Pero no hacerlo solo en la iglesia o durante la misa. El llamado es para que la integres a tu día a día y recibas su bendición a diario.

No existe algo como el abuso en este caso. La gracia es infinita y nunca se desborda.

También te recomendamos colocarla en un lugar accesible de la casa para que todos puedan acceder a ella cuando la necesiten.

Debemos aclarar en este punto, que usar unas gotas cada día está bien. La frecuencia diaria no se considera un abuso, pero bañarse con ella está demás.

2 El hogar

Recuerda que la casa es nuestra iglesia. Es el lugar donde habitas junto a tu familia y también necesita de protección espiritual.

Comienza desde hoy a rociar agua bendita en la casa para bendecirla y protegerla de entidades oscuras.

Si notas que necesitas una protección mayor, acude a un sacerdote, ellos realizan lo que se conoce como bendición del hogar.

3 La familia

Apóyense unos con otros y rocíenla sobre cada integrante del hogar antes de ir a dormir.

Úsenla también cuando vallan a orar y hacer la señal de la cruz.

Nos ayuda a mantener a nuestra familia en unión fraterna con Dios.

4 El lugar de trabajo

Por un lado santificas tu ligar de trabajo y lo haces más seguro espiritualmente, pero también le envías el mensaje a Dios de que santificas tu empleo para que se glorifique a través del mismo.

5 El automóvil

Dada la peligrosidad de los automóviles, es de crucial importancia que lo bendigas cada día.

Aplícala con fe y confianza para tener un recorrido seguro.

6 La siembra

Antes, en los primeros siglos era una práctica común que se ha venido perdiendo.

Úsala para demostrarle a Dios tu confianza en él y solicitar bendiciones para la cosecha.

7 A los enfermos

Esta es una de las formas más poderosas de usar el agua bendita. Los enfermos se encuentran en un estado de debilitamiento, necesitan con urgencia un acercamiento con Dios.

Si sabes de alguien que esté enfermo, visítalo de inmediato y rocía con mucha fe, agua bendita sobre su cuerpo.

Este es un acto de misericordia y compasión. Representa un consuelo dentro de la angustia y la esperanza de que Dios le levantará nuevamente.

También se recomienda rociar los espacios de la casa del enfermo, hospital u hogares de ancianos.

Oración para rociar el agua bendita

Ya sabemos su importancia y las formas en las que podemos usarla. Por ultimo queremos compartir contigo una pequeña oración para recitar cuando estés rociando tus espacios y seres queridos.

“Por esta agua bendita y por tu Preciosa Sangre, lava todos mis pecados, Señor. Amén”.

Es una oración sencilla pero igual de poderosa. También puedes hacer la señal de la cruz. Siempre con la mayor fe sobre Dios y la confianza de que sus bendiciones nos alcanzan a todos.

Algunas personas rezan el padre nuestro y otros recitan la oración a San Miguel Arcángel.

Recuerde que lo importante es tener una fe activa, ya que el agua bendita ya ha sido bendecida por el sacerdote en la Iglesia.